Crecimiento

El crecimiento de la planta se puede dirigir a nuestro placer y deleite. Si queremos evitar que el cannabis sobresalga de los muros protectores, cuando tenga una altura de medio metro aproximadamente, ataremos la punta del tallo central y obligaremos a torcerse hacia el suelo; esto provocará que las ramas laterales se icen en búsqueda del sol, es por eso, que habrá que dirigirlas en dirección paralela al suelo.
Este sistema permite una máxima iluminación de todas las partes de la planta favoreciendo un gran desarrollo de las ramas laterales terciarias que quedarán cubiertas de flores.



Otro método consiste en romper la punta de tallo principal, ésto favorece el crecimiento de las ramas laterales.
Esto provoca que los ejemplares sean mucho más bajos y ramificados. La contrapartida es que en lugares con viento es más probable que se rompan las ramas.




No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

¿Quieres saber más o tienes dudas de algo? o simplemente has visto fallos en la pagina, ayúdame a mejorar, realizando me preguntas o comentarios.